martes, 6 de junio de 2006

Glòsoli

Glósoli, de Sigur Rós

Tenía ganas de esto, y de compartirlo también, como en su día hicieron conmigo.

Instrucciones para el visionado del videoclip:

- Apagar las luces de la habitación donde estés.

- Elegir un momento idóneo, esto es, al llegar de trabajar, cuando se está hipersensible, cuando quieres escaparte o meterte en una burbuja...o tantos otros.

Resultado: carga emocional, leve aceleración del ritmo interno, sensación de libertad, de liberación, de libertador.

6 comentarios:

el_mundo_collage dijo...

gracias¡¡

el señor wilson dijo...

¿Niños que vuelven al pais de Nunca Jamás?
Jajaja, bonito.
Lo mejor: la mano que busca la niña cuando está durmiendo...y el echar a volar, por supuesto.
Lo peor: ¿por qué se suicida el más pequeño?

abrelatas dijo...

uff...gracias por recordarmelo!! qué gran video...

D4V1D dijo...

Como siempre cosas interesantes por tu blog.
Que gran idea hacer ese curso de diseño web verdad?.. hoy hace justo un año q termino q recuerdos.. habia mu buena gente en esa aula.. joder como lo exo de menos creo q han sido de los mejores meses de mi vida jejeje como desvio el tema, pues eso q interesantisimo el video y q ya lo estoy buscando por la red.
Por favor sigue aportandonso cosas tan bonitas como estas.

pd:habeis visto el anuncio de www.sostenibilidad.com me parece muy interesante

Mr. Hertzio dijo...

Un videoclip precioso. Juan Salvador Gaviota convertido en música. El pequeño no se suicida,llega a volar. A veces hay que saltar, para poder volver a volar otra vez sin miedo a que tus alas de cera vuelvan a ser derretidas por el sol.

so_so dijo...

es verdad!
gracias por traerlo de vuelta.