domingo, 30 de abril de 2006

El principito

Atentos a este fragmento de la obra maestra de El principito de Antoine de Saint-Exupéry (pincha aquí para descargártelo):

"-Si un cordero se come los arbustos, se comerá también las flores ¿no?

-Un cordero se come todo lo que encuentra.

-¿Y también las flores que tienen espinas?

-Sí; también las flores que tienen espinas.

-Entonces, ¿para qué le sirven las espinas?

Confieso que no lo sabía. Estaba yo muy ocupado tratando de sacar un tornillo demasiado apretado del motor; la avería comenzaba a parecerme grave y la circunstancia de que se estuviera agotando mi provisión de agua, me hacía temer lo peor.

-¿Para qué sirven las espinas?


(...)

-Las espinas no sirven para nada; son pura maldad de las flores.
-¡Oh!
Y después de un silencio, me dijo con una especie de rencor:

-¡No te creo! Las flores son débiles. Son ingenuas. Se defienden como pueden. Se creen terribles con sus espinas…

(...)

-¿Tú crees que las flores…?

-¡No!, !No! Yo no creo nada! Te contesté cualquier cosa para que te calles. Tengo que
ocuparme de cosas serias.
Me miró estupefacto.
-¡De cosas serias!

Me miraba con mi martillo en la mano, los dedos llenos de grasa e inclinado sobre algo que le parecía muy feo.

-¡Hablas como las personas grandes!

Me avergonzó un poco. Pero él, implacable, añadió:

-¡Lo confundes todo!…!todo lo mezclas!…

(...)

El principito enrojeció y después continuó:

-Si alguien ama a una flor de la que sólo existe más que un ejemplar entre los millones y millones de estrellas, es bastante para que sea feliz cuando mira a las estrellas. Puede decir satisfecho: "Mi flor está allí, en alguna parte…" ¡Pero si el cordero se la come, para él es como si de pronto todas las estrellas se apagaran! ¿Y esto no es importante?"

No entiendo bien por qué he elegido este pasaje, no sé si es mi favorito, seguramente me no me sea sencillo elegir entre la cantidad metáforas y ejemplos que El principito nos facilita. Pero sí sé que este capítulo junto con el pasaje del zorro, que le enseña al 'caballerito' el significado de domesticar ( 'crear lazos') son los que siento más cercanos a mi vida.

De hecho ambos capítulos son complementarios. Todos regamos una rosa, a la que creemos única, o la mejor (al menos la mejor para nosotros en ese momento). Y lógicamente, dejamos nacer y crecer unas ligaduras, que a veces pueden convertirse en una segadora de nuestra propia libertad.
Según el zorro, domesticar es crear necesidad entre dos seres.

Si el libro o el personaje no fuera tan cándido, preguntaría con su habitual espontaneidad si el tabaco domestica a los fumadores...
Creo que el domesticar es una acción consciente, por tanto de un ser humano, hacia otro ser humano, o hacia un animal, o hacia un hábito como el fumar.

Quizás Saint-Exupéry nos hable en ese capítulo de los sentimientos. Si los baobabs eran las guerras y los malos rollos, ¿será la domesticación el amor?

1 comentario:

el_mundo_collage dijo...

esta feria me he dado cuenta que me habian domesticado, me habia hehco actuar de determinadas forma según en determinadas ocasiones y lo mismo yo. domesticar no es tanto amar a otro, sino el efecto que crea el amor correspondido e implica un acto de dependencia.

domesticame mas... muack